Programación Informática y Pensamiento Computacional en Preescolar

 

En CEIVA, como centro de educación inicial que tiene planificado iniciar en el año escolar 2019-2020, una actividad formativa complementaria muy particular denominada: Programación inicial, relacionada con el pensamiento computacional, diseñada para implementarla a partir de preescolar 1, la enseñanza de la lógica de la programación informática, jugando, sin computadoras ni pantallas. Compartimos algunos elementos referenciales sobre este tema: La programación informática y el pensamiento computacional (desde ahora: PIPC).

Índice de contenido:

  1. Programación informática (PI).
  2. Pensamiento computacional (PC).
  3. Potencialidad pedagógica (PI&PC):

Contenido:

(1)   Programación informática (PI):

Es un proceso creativo desarrollado en el marco de un proyecto informático de resolución de problemas, mediante computadoras u objetos programables, que se utiliza para ordenar una secuencia no ambigua de instrucciones, que conforman un conjunto ordenado y finito de operaciones, denominado algoritmo o programa.  ​ El mismo tiene un formato ejecutable por una computadora u ordenador compatible o cualquier objeto con circuitos digitales capaz de procesar datos y ejecutar instrucciones o comandos. Los programas suelen subdividirse en partes menores, llamadas módulos, de modo que la complejidad algorítmica de cada una de las partes sea menor que la del programa completo, lo cual ayuda al desarrollo de programas complejos, que pueden estar conformados por los algoritmos y la estructura de datos asociadas al procesamiento de información.

En la actualidad, la noción de programación se encuentra muy asociada a la creación de aplicaciones informáticas, software de todo tipo, videojuegos, entre otros; siendo un proceso por el cual una persona (programador), desarrolla programas valiéndose de una herramienta o entorno que le permita escribir el código (instrucciones), el cual puede estar en uno o varios lenguajes de programación específicos, para que otra instancia (máquina digital), capaz de traducirlo y entenderlo, lo ejecute. La programación puede seguir muchos enfoques o paradigmas, conformando diversas maneras de formular la resolución de problemas determinados, por lo que es una estupenda actividad intelectualmente desafiante, donde se tienen que poner en práctica múltiples procesos cognitivos y habilidades del pensamiento creativo. En CEIVA, queremos cultivarlas desde muy temprana edad, en función de ir favoreciendo el desarrollo e impronta de los esquemas mentales necesarios para este tipo de actividad productiva de resolución de problemas.

2)   Pensamiento computacional (PC):

Se puede asumir que es aquel que permite resolver problemas, diseñar sistemas y comprender el comportamiento humano, haciendo uso de los conceptos fundamentales de las áreas de la informática y la computación. Es un pensamiento que se asume seguiría un patrón como lo haría un científico informático cuando nos enfrentamos a un problema determinado. En este tipo de pensamiento, las personas, a través de habilidades propias de la computación y del pensamiento crítico, del pensamiento lateral y otros más, logra hacerle frente para su resolución, a problemas de distinta índole no necesariamente del mundo de la computación. Algunas de estas habilidades necesarias son: modelar y descomponer un problema, procesar datos, crear algoritmos y generalizarlos, entre muchas otras. Este pensamiento se utiliza para resolver de forma algorítmica problemas de distintas disciplinas incluyendo las matemáticas, las ciencias biológicas y las humanidades, ya que involucra la resolución de problemas, el diseño de sistemas y el entendimiento del comportamiento humano, aplicando para ello conceptos estructurales de la computación. En esencia, es un proceso de reconocimiento del valor operativo de diversos aspectos de la informática y la computación (herramientas y técnicas), para comprender y razonar sobre los sistemas y procesos tanto naturales como artificiales, en el mundo que nos rodea.

(3)   Potencialidad pedagógica PIPC:

Ya en el año 2006, Jeannette Wing (actualmente vicepresidenta de Microsoft Research y una de las autoras más influyentes en la promoción del pensamiento computacional), publicó el artículo “Computational thinking” en el que defendía que esta nueva competencia debería ser incluida en la formación de todos los niños, ya que representa un ingrediente vital del aprendizaje de la ciencia, la tecnología, la ingeniería y las matemáticas. En 2009 en una conferencia, declaró que: “El Pensamiento Computacional (PC) será una habilidad fundamental utilizada por todos en el mundo. A la lectura, escritura y aritmética, vamos a añadir el Pensamiento Computacional a la capacidad de análisis de cada niño.” Una década después, sigue siendo más vigente que nunca, la necesidad de incluir este tema en la planificación educativa.

Existe todo un movimiento internacional al que queremos conectarnos, que promueven para este mundo informático post industrial que vivimos, una nueva alfabetización, y que como tal, el pensamiento computacional debe constituir una competencia o una serie de competencias claves en igualdad a como lo son las otras, las competencias claves de la alfabetización tradicional, de la época industrial: La lectura, la escritura, el cálculo elemental y la geometría.

La programación informática y el pensamiento computacional (PIPC), para nosotros en CEIVA, consideramos ofrece algunos elementos de gran utilidad para el trabajo pedagógico orientado al desarrollo de habilidades cognitivas y esquemas mentales de gran utilidad, para un mejor desempeño de los niños en cuanto a la resolución de problemas diversos. Algunas de estas potencialidades son:

  1. Permite formular y abordar problemas de forma que sus soluciones puedan ser representadas como secuencias de instrucciones (algoritmos), en diferentes grados de complejidad.
  2. Facilita automatizar soluciones haciendo uso del pensamiento algorítmico (estableciendo una serie de pasos ordenados para llegar a la solución).
  3. Posibilita identificar, analizar e implementar posibles soluciones con el objetivo de lograr la combinación más efectiva y eficiente de pasos y recursos.
  4. Proporciona oportunidades para lograr desarrollar ciertas habilidades de forma sistemática, tales como el pensamiento crítico.
  5. Ejercita la necesidad de organizar y analizar lógicamente la información disponible.
  6. Exige representar la información a través de abstracciones como los modelos y las simulaciones.
  7. Surge la capacidad de generalizar y transferir este proceso de resolución de problemas para ser capaz de resolver una gran variedad de problemas de diverso tipo.
  8. Puede ser didácticamente implementada, mediante la utilización de los potenciales tecnológicos actuales, incluso sin computadoras ni pantallas, con “juguetes” tipo: Cubetto

En CEIVA, estamos convencidos que es posible desarrollar el pensamiento computacional de nuestros niños desde cualquier actividad y contenido, de manera transversal, haciendo uso de otros recursos educativos, no necesariamente tecnológicos e incluso, no solo a través de la programación, pero consideramos esta como una gran oportunidad de hacerlo de una forma sistemática.

Con la actividad complementaria: Programación inicial, en CEIVA, queremos promover el desarrollo del pensamiento computacional desde edades muy tempranas (3 años), a través de actividades lúdicas que por ahora, prescinden incluso de computadoras y pantallas; es lo que algunos catedráticos han llamado: “pensamiento computacional desenchufado (Computational thinking unplugged)”. Próximamente estaremos compartiendo mayores detalles de esta experiencia.

Fuentes consultadas:

  • .....
  • .....
  • ....
© CEIVA